convivencias...

y es que aquí somos varias
las que compartimos el espacio,
y cada una tiene sus cosas,
sus manías,
sus miedos,
sus filias y sus fobias...
y no es fácil convivir
y respirar el mismo aire...

porque una de nosotras
se ahoga en cualquier vaso de agua
y augura desgracias
que cree ver en sueños
y predice catastrofes
y llora en silencio
porque las demás no la creemos...

otra de nosotras
dice que es valiente,
aunque algunas la catalogan de temeraria
y otras directamente de loca;
es la que cree que puede con todo
y que los problemas solo son retos
que hacen interesantes los días
intentando resolverlos...

otra es gris y aburrida,
responsable y trabajadora,
tiene la paciencia que a las demás nos falta,
hace las cuentas
controla los gastos,
prepara las comidas
y se encarga de hacer la compra;
se sabe todas las contraseñas,
y nunca llega tarde
ni olvida un cumpleaños
ni una fecha importante...

otra sin embargo
es divertida y luminosa,
sabe contar historias,
imita voces,
cuenta chistes,
y es capaz de hacernos reir
incluso en esos días en los que las sonrisas
parecen desaparecidas.

otra conoce los remedios
para todos los males,
sabe que el té reconforta,
que hay películas mágicas
que ayudan a superar ciertos traumas,
que una mancha de mora
con otra se quita
y que a veces basta estar
para ayudar,
o un abrazo para calmar...

otra es un desastre que no sirve para gran cosa,
es egoísta y caprichosa
y odia que le pidan favores,
no soporta a los niños,
ni a los adolescentes,
ni a los que intentan colarse en las colas,
ni a los que le reprochan cualquier cosa...

otra es lista,
y lee mucho,
conoce autores
que nos sorprende que conozca,
se gasta el sueldo en libros
y en películas antiguas
y nos critica sin piedad
cuando vemos comedias románticas
que según sus teorías conspiranoicas
forman parte del plan global
para atontarnos a todas...

otra es tímida hasta el absurdo
no soporta que la miren
ni que le presten atención cuando cuenta cosas
sufre mucho en las reuniones sociales
y su mayor deseo sería tener
el don de la invisibilidad
para poder desaparecer
cuando se pone roja...

otra necesita tenerlo todo controlado
no soporta llegar tarde,
no soporta los ya veremos,
necesita saber si cruzaremos el puente o no
y porque camino iremos,
antes de salir hacia el río,
y saber cuanto tardaremos...

otra es la patidora,
y se preocupa por lo que va a pasar,
y por lo que podría pasar si eso pasara,
y por lo que pasará si es que pasa lo que pasará
cuando pase lo que podría pasar;
y se preocupa también
por como se sentirán los demás
cuando pasen todas esas cosas,
y por como se sentirá ella
cuando los demás se sientan
como ella cree que se sentirán,
y que pasará entonces...

otra está enamorada
y le da todo igual,
es feliz,
se siente sexy,
es divertida y despreocupada,
y sólo pretende disfrutar
de los regalos que el destino
o la casualidad
tienen a bien regalarle...

otra es insegura,
y tiende a la depresión,
cree que no hace nada a derechas
y no entiende porque nadie
debería de quererla,
ni escucharla,
ni tenerla en cuenta...

otra es combativa,
y se cree en posesión de la verdad,
no entienda que las demás
y la gente en general
no veamos lo que ella ve como obvio,
y está convencida de que las cosas podrían ir mejor
si alguien le explicase la verdad a la gente
y entre todos hiciéramos un mundo mejor...

y otra es tan rara
que no sé qué decirte de ella...
quizás que nos mira a las demás
entre divertida, preocupada
y a veces con pena,
y a veces como si nos envidiara
nuestra bendita ignorancia...

y es que aquí somos demasiadas
las que compartimos el espacio,
y cada una tiene sus cosas,
sus manías,
sus miedos,
sus filias y sus fobias...
y no es fácil convivir
y respirar el mismo aire...



3 comentarios:

la MaLquEridA dijo...

Meeeeenos si son mujeres.

Pilar V dijo...

Me ha encantado, somos tantas y conseguimos tanto.
Un beso

LaCuarent dijo...

Me ha encantado esta entrada

Besos:4