eneros...

día 21:

y es este olvidarse y recordar sin querer... olvidar durante unas horas, el frío, y esa dureza punzante con la que me miro en el espejo algunas noches... olvidar los reproches que yo misma me hago, algunos amaneceres impares, cuando en medio de la semana, el domingo está tan lejos como el viernes, y no me puedo agarrar ni a los recuerdos tibios, ni a la esperanzada espera, y sin piedad me digo a mí misma lo que pienso de las chicas como yo y de sus tristezas...
y es este olvidarse y recordar sin querer... acallando los miedos de este lunes, que se está reduciendo a comprobar, una y otra vez, si mi tranquilidad llega o si me hace esperar... aún unas horas más...

y encadeno cigarrillos para dormir mi incertidumbre y olvidar... sin recordar (sin querer) al menos durante un rato...


2 comentarios:

Verónica C. dijo...

Enero pasará y con el volverán otros días pares.

Besos

LA ZARZAMORA dijo...

Deberíamos perdonarnos más...
El abandono al recuerdo, la espera, pueden ser eternas.
Acción!!!

Un precioso texto, señorita.

Besos.