eneros...

día 21:

mañana caótica...
café con ibuprofeno y sueño... mucho sueño...
pero es ese sueño que se tiñe con la sonrisa distraida mirando la pantalla del ordenador,
que los sábados parece mas benévola porque promete tiempo para leer en el sofá, sin prisas ni horarios; sin tener que mirar el reloj de reojo porque está tarde no habrá que trabajar...
sólo la promesa del tiempo para descansar...



...y me sigue doliendo la cabeza... me sigue doliendo la espalda... pero sonrío (no lo puedo evitar) recordando la noche pasada...

2 comentarios:

acróbata dijo...

Hoy ya estarás mejor...

Buen lunes.

Saludos.

Carmencita dijo...

Al menos el dolor de cabeza iba acompañado de recuerdos que te hacían sonreír, que es lo importante. =) Un besito